37 consejos black friday
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Buffer
  • Pinterest
  • LinkedIn
Las grandes campañas de ventas online del tipo del Black Friday son una oportunidad real para muchas empresas. Los datos corroboran este hecho, ya que año a año aumentan las cifras de facturación de ventas online. Plantearse no estar de forma efectiva en este entorno ya no es una opción. Sí, hay quien sigue decidiendo apostarlo todo al offline, pero es un error desde el punto de vista empresarial. Depender de quien pase por la puerta de tu negocio en lugar de salir a buscar de manera efectiva a quienes tienen más probabilidades de comprar tus productos o servicios te llevará al fracaso. Y te lo digo con total rotundidad.

Las ventas de ecommerce en España aumentaron otro 27% en el año 2015. Y gran parte del éxito y de la facturación que hay detrás de estos números están en las grandes campañas de ventas. Las más importantes se dan a final de año, comenzando con el Black Friday (a finales de noviembre) y hasta finales de enero en que acaban las primeras rebajas del año nuevo.

Otra obligación de quien quiera vender en Internet es aprovechar las grandes campañas de fomento de las compras. Desde la ya comentada Black Friday, que ha venido no sólo para quedarse, sino para ser la reina de las campañas, hasta la tradicional campaña de Navidad, las rebajas o los días especiales como el de la madre, el padre o San Valentín.

El caso del Black Friday es paradigmático, ya que, lejos de verse afectado por la crisis, ha aumentado su volumen de facturación global año tras año desde su aterrizaje en nuestro país hace algo menos de una década. Tal es así, que se ha convertido en un fenómeno que ya no es exclusivo de la venta online, que es donde nació, sino que ha pasado al entorno offline con total naturalidad.

Lo cierto es que, si aprovechas bien la oportunidad, tu negocio puede terminar el año con unas cifras de facturación muy diferentes a las de quedarse de brazos cruzados viendo cómo son los demás los que se llevan el gato al agua.

 

 

Índice de contenidos

Las principales campañas tipo Black Friday para un ecommerce en España

Enero

Reyes Magos (6 de enero)

Rebajas (1 enero al 31 de enero).

Febrero

San valentín (14 de febrero)

Marzo

Día del Padre (19 de marzo)

Abril

Semana Santa (fecha variable)

Mayo

Día de la Madre (primer domingo de mayo)

Junio, Julio y Agosto

Rebajas de verano (todo el mes)

Septiembre

Vuelta al colegio (todo el mes)

Octubre

Halloween (31 de octubre)

Noviembre

Black Friday (último viernes de noviembre)

Cyber Monday (lunes después del Cyber Monday)

Diciembre

Nochebuena (24 de diciembre)

Navidad (25 de diciembre)

Consejos para tener un gran éxito en tus campañas comerciales tipo Black Friday

He reunido los que yo creo que son los mejores 37 consejos para sobrevivir a una gran campaña de ventas. Son consejos válidos para cualquier gran campaña de ventas en cualquier época del año. Aun así, no está de más destacar que el do de pecho hay que darlo en el periodo comprendido entre el Black Friday (finales de noviembre) y la primera ronda de rebajas del año nuevo (finales de enero).

#1 Ten página web propia

Imprescindible. Aun así, todavía me encuentro con webs que venden productos o servicios en dominios gratuitos.

En esta entrada te explico por qué “Gratis” es la palabra prohibida en tu estrategia de email marketing. Es extensible a cualquier cosa que quieras hacer gratis en tu negocio.

Sin embargo, la razón más importante es que el Black Friday y el resto de grandes eventos comerciales del año van a suponer, si haces bien los deberes, un esfuerzo considerable para cualquier servidor. ¿Quieres realmente dejar la campaña más importante del año fuera de tu control?

#2 Adapta tu web a la venta

Durante el Black Friday vas a echar el resto con algunas ofertas. Tú y los otros cientos de miles de páginas de tu sector con las que compites. Así que, por lo menos, no dejes de poner bien visible en tu página de inicio tus principales ofertas. De forma clara. El primer tercio de la página es ideal para este propósito.

Tienes que huir de hacer un batiburrillo de ofertas e imágenes que no hagan legible en pocos segundos cuál es tu propuesta para esta campaña.

#3 Crea un blog

El Black Friday va a generar muchas visitas a tu página. De hecho, una de las principales tareas es que la promociones. Tener puesto en marcha un blog actualizado con contenido relevante para quienes visitan tu página te otorgará mayor autoridad como vendedor.

#4 Diseña una landing page con ofertas especiales

Pon tu web de gala. Prescinde de lo que no sea imprescindible. No te engañes: durante el Black Friday sólo vas a vender lo que ofertes. Es lo que busca la gente. El Black Friday es una lucha sin cuartel y no va a haber tiempo de promocionar muchas cosas más. Esto no impide que puedas sugerir otros artículos durante la compra de tus ofertas o en momentos posteriores con emails transaccionales mediante técnicas como el up-selling o el cross-selling (más adelante te explico de qué va esto).

Una buena landing page tiene que tener una única llamada a la acción, que sea clara y accesible. Huye de volver locas a tus visitas con más información de la que están dispuestos a procesar. Tan sólo tienes unos segundos para captar su atención y que se conviertan en tus clientes.

#5 Cuida el Copy

Insisto. La competencia durante cualquier campaña (especialmente durante el Black Friday) es brutal. Mucha gente vendiendo muy barato en muy poco tiempo. Sí, hay mucha más gente que de costumbre dispuesta a comprar, pero sólo los mejores lograrán la gloria. Un buen copy con una buena carta de ventas de los productos que ofertas, de quiénes sois tú y tu negocio, harán más fácil que seas el elegido para la compra por parte de las visitas que tengas en tu web durante cualquier campaña.

 

Lee el Post: “QUÉ ES EL COPYWRITING Y CÓMO PUEDE AYUDARTE EN TU ESTRATEGIA DE EMAIL MARKETING”

 

#6 Respeta la legislación vigente

Esto lo diré por activa o por pasiva. Pero es que no soy ni más ni menos pesado que el telediario cuando llega la época de rebajas e insisten una y otra vez en los derechos de los consumidores.

Tener un negocio online exige el cumplimiento de una normativa ciertamente restrictiva y proteccionista con los consumidores, pero que también protege a tu negocio. Debes respetar la LOPD (Ley Orgánica de Protección de Datos) y la LSSI (Ley de la Sociedad y Servicios de la Información), explicando cuáles son las condiciones de venta y los derechos y obligaciones de las visitas de tu web y quienes finalmente sean tus clientes. No pienses en este tema como una obligación o un obstáculo a tu objetivo de conseguir mayores ventas, sino como una garantía que te otorgará tranquilidad y protección ante posibles reclamaciones.

Lee el Post: “¿CUMPLE MAILCHIMP CON LA LOPD?”

#7 Cumple con tus compromisos (logística)

Lo bueno de los negocios online es la escalabilidad. Esto significa que el número de ventas no supone un aumento (o al menos no proporcional) de los costes. Pero hay una excepción a esta norma: la logísitica.

Elige un buen proveedor logístico. Cumple con los compromisos y, si crees que no vas a ser capaz, dilo también. La gente entiende las cosas cuando se le dicen con antelación y honestidad. Las reclamaciones vienen por los incumplimientos. Y no, no vale tirar balones fuera y echar la culpa al proveedor logístico. Exígele un compromiso y, si tienes dudas, cámbialo o hazlo saber a tus compradores. No todo vale para vender.

#8 Cumple con tus compromisos (stock)

Lo más difícil cuando se venden productos es prever las ventas para poder proveernos de un stock suficiente. Y el problema del Black Friday es que este problema se eleva a la enésima potencia por el volumen de ventas que se generan. Lo normal es que nos pongamos conservadores y tendamos a pedir menos de lo que realmente necesitamos por miedo a tener que asumir un stock al que será difícil darle salida en fechas posteriores. Sin embargo, esto nos puede llevar a una rotura de stock y crear una mala imagen de nuestro ecommerce, además de perder una oportunidad de oro de tener nuevos clientes.

Prevé que la campaña es muy larga y puedes prolongarla hasta enero, por lo que puedes aprovechar las campañas de Navidad y Rebajas para deshacerte del stock sobrante del Black Friday. Calcula bien los números para ver si te es rentable mantener un descuento (o hacer otro distinto, que es lo mejor para que no se sientan engañados los que confiaron en ti durante el Black Friday) para posibilitar las ventas durante un periodo más largo y no quedarte con un stock que va directo a la línea de flotación de tu cuenta de resultados. Y, por supuesto, con el objetivo de evitar una rotura de stock.

Si vendes servicios, esto también te es de aplicación porque a lo mejor cogemos más de los que podemos atender. Los servicios también pueden tener su rotura de stock. Poner un límite previo de servicios que podemos asumir nos facilitará no quedar mal con los clientes nuevos que nos surgirán durante las campañas comerciales.

#9 Capta el correo de tus clientes y visitas web

Más visitas significan más posibilidades de conseguir más leads y suscriptores para tu lista de correo. El Black Friday, aunque suponga más facturación, no quiere decir que te vayas a forrar, ya que vas a tener que reducir mucho tus márgenes para llamar la atención. Una buena lista de nuevos clientes, añadida a la que ya tenías, hará que rentabilices en el medio y largo plazo el esfuerzo hecho durante el Black Friday.

Lee el post: “11 MANERAS DE CONSTRUIR TU LISTA DE SUSCRIPTORES”

#10 Establece una estrategia de email marketing

Éste es el paso obvio tras captar los correos de los clientes de las campañas comerciales que afrontes. El email marketing es la forma más efectiva de convertir un cliente interesado en el precio en un cliente que compra nuestra marca.

No se trata de vender sólo durante la campaña. Estas campañas no son los momentos donde mayores márgenes vas a obtener, así que es ideal que las aproveches para fomentar una relación a largo plazo con tus nuevos clientes.

#11 Negocia con tus distribuidores

En el caso de que vendas productos, tus distribuidores tienen que entender que el Black Friday es una oportunidad para que todos ganéis. Y no para que ellos ganen a costa de reducir tus márgenes. Negocia con ellos precios especiales para que el Black Friday se convierta en crecimiento para tu negocio y no en un problema. Recuerda que un descuento es un coste que asumes tú y que se verá reflejado en tu cuenta de resultados. Minimiza este impacto negociando mejores precios.

#12 Planifica los contenidos

No se trata de llegar, ver y vencer. Ya sabes cuál es la fecha en la que se celebra cada campaña, así que tienes que ponerte las pilas desde mucho antes y planificar bien todos los contenidos de todos los medios en los que publiques con antelación suficiente y con una estrategia que te tiene que llevar a que sea tu página la que visiten tus clientes y no la de tu competencia. Esto implica comenzar con al menos un mes de antelación a calentar el ambiente en todos tus medios: email, redes sociales, blog…

#13 Comparte tu contenido en redes sociales

Las redes sociales son el aliado perfecto de tu estrategia de email marketing. Son posiblemente el mejor altavoz que tendrás durante esos días. ¿Por qué? Pues en primer lugar, porque son las más rápidas e inmediatas (junto con el email) y ese día necesitarás estar al quite de todo lo que ocurra en tu negocio en el menor tiempo posible. En segundo lugar, porque es donde se encuentra tu audiencia.

Utilízalas como un medio más de atender a tus clientes. Realmente te lo agradecerán.

#14 Crea una página en Facebook

Ya la deberías tener incluso si no existieran las campañas especiales de ventas. Es la red social más extendida con diferencia, así que es en la que más probabilidades tendrás de encontrar a tus potenciales clientes.

Algunas razones para tener una página de tu negocio en Facebook son:

  • Facebook penaliza e incluso elimina perfiles comerciales. No puedes vender desde perfiles personales.
  • Las páginas de Facebook te permiten analizar y medir y, por lo tanto, tomar decisiones adecuadas para mejorar tus ventas.
  • Sólo mediante una página de Facebook puedes realizar campañas de publicidad. Las campañas de Facebook Ads son las que mayor alcance y retorno de la inversión tienen actualmente.
  • A diferencia de un perfil personal, tu página de Facebook te permite tener botones de compra, registro, etc.

#15 Haz publicidad en buscadores

Recuerda que una inversión es una isla de gasto en un océano de ganancias. Las campañas comerciales como el Black Friday son demasiados pocos días como para estar confiados del posicionamiento orgánico de nuestro negocio online. Arriesga un poco e invierte en una buena campaña de Google Adwords.

Ten en cuenta que esos días la competencia será brutal y la publicidad te saldrá un poquito más cara, pero si haces bien los deberes, obtendrás más ganancias.

#16 Haz publicidad en redes sociales

Ya te he comentado que durante los grandes eventos comerciales aumentan los mensajes que tus potenciales clientes recibirán para que realicen compras. Por lo tanto, al igual que con los buscadores, una buena campaña de publicidad en redes sociales te ayudará a destacar sobre tu competencia.

En este sentido, el rey de la publicidad en medios sociales es Facebook Ads, que puedes llevara a cabo solamente mediante tu pagina de Facebook. ¿No tienes página todavía? ¿Te has saltado el punto 14? 😉

#17 Buscar colaboración para la venta

Hay mucho pastel para repartir y, si tus márgenes te lo permiten (¿has seguido el consejo número 11?) no estaría de más que te plantearas una estrategia de afiliación.

La afiliación consiste en pagar una comisión a otras personas por ayudarte a vender tus productos. Te permite plantearte hacer crecer tu negocio sin asumir riesgos, ya que sólo genera gastos sobre las ventas efectivamente realizadas. En definitiva, se trata de una estrategia en la que todos ganan: tu afiliado porque puede ganar dinero sin tener que gastar en crear productos y tú porque has conseguido ventas sin gastar en marketing.

#18 Adelanta noticias en tu blog

Aprovecha para aportar valor añadido a tu blog y ganar suscriptores aportando contenido exclusivo en el mismo previo al lanzamiento de la campaña. Si tus visitas ven en tu blog un medio útil de información sobre lo que les interesa, no dudarán en suscribirse a él de alguna manera, ya sea mediante tu newsletter o a través de un agregador de noticias.

#19 Crea un calendario editorial/comercial

El calendario comercial es una herramienta útil no sólo para las grandes campañas, sino durante todo el año. Gracias a él puedes planificar con antelación toda tu estrategia comercial y de contenidos en tu web o blog. El calendario editorial/comercial te permite ver ordenadas cronológicamente todas las acciones a realizar y evitar agobios de última hora en los momentos clave.

Hay algunas buenas plantillas para planificar contenidos en Internet. En esta entrada puedes incluso dotarte de buenas prácticas a la hora de elaborarlo o descargarte una plantilla muy útil.

#20 Trata mejor a tus mejores clientes (o se marcharán sin remordimientos)

El Black Friday no es un mercadillo, aunque a veces pueda parecerlo. Que tu cliente venga por tus precios no significa que no tengas que tratarle de la mejor manera posible. No pierdas una oportunidad de que un cliente vuelva.

#21 Felicita a tus clientes y suscriptores la Navidad o cualquier otro evento importante

Ya sabes que el email marketing consiste en desarrollar una relación de confianza con tus suscriptores y potenciales clientes. Si eres de los que se acuerdan de los cumpleaños y otras ocasiones especiales fuera del mundo online, debes hacerlo igualmente con tus suscriptores. Cualquier ocasión es buena para tener un motivo para contactar con ellos y reforzar vuestra relación.

#22 Utiliza cross-selling y up-selling

Al crear tu página web especialmente preparada para el evento comercial correspondiente, seguro que te has quedado con esa mala sensación de inseguridad por todos esos productos que no aparecen en la Home y que crees que puedes estar perdiendo la oportunidad de vender.

Hay dos técnicas de ventas que funcionan mejor que poner todo en la página de inicio de tu web: el cross-selling y el up-selling.

El cross-selling consiste en proponer (y vender) otros productos que complementan a los que ya está adquiriendo el cliente. El objetivo de esta técnica es incrementar el ticket medio.

Por su parte, el up-selling consiste en proponer otras opciones de venta con productos más caros, actualizaciones de producto u otros complementos. Básicamente se trata de exponer al cliente otras opciones que quizá no haya considerado. Al igual que el cross-selling, su objetivo es incrementar el beneficio de la venta.

No son técnicas excluyentes, sino más bien lo contrario. Es habitual combinar ambas opciones. Lo más importante es que respetes el carácter complementario de la compra por la que se ha interesado tu cliente. No se trata de proponer cualquier producto sin sentido, sino que tiene que estar estrechamente relacionado con lo que ya sabes que quiere tu cliente.

No caigas en la tentación de estropear el buen trabajo que has hecho y aprovecha estas dos técnicas para vender más y aumentar el ticket medio (y, por qué no, también los márgenes) de tu campaña.

#23 Utiliza emails transaccionales

Como ye te he comentado, el Black Friday y otras campañas de grandes ventas tienen que servirte para aumentar tu lista de suscriptores y poder relacionarte con ellos el resto del año. Una parte fundamental de tu estrategia de email marketing son los emails transaccionales. Son aquellos emails que se generan de forma automática en respuesta a acciones o eventos desencadenados por nuestros suscriptores.

Lee el Post: “10 TIPOS DE EMAIL TRANSACCIONAL QUE NO PUEDEN FALTAR EN TU NEGOCIO ONLINE”

#24 Pide que te valoren

No temas las valoraciones, sino que tienes que adorarlas. Es lo que hará que tu reputación aumente.

Da igual si son malas. Una crítica es una oportunidad de mejora, pero, sobre todo, de que los demás vean que te preocupas por mejorar continuamente y porque la experiencia de tus clientes sea la mejor posible. Lo grave de las malas valoraciones es no gestionarlas. Personalmente, desconfío de los negocios que sólo tienen valoraciones positivas y nunca compro en los que no veo soluciones a los problemas que se les plantean.

En cualquier caso, piensa que hoy en día la inmensa mayoría de las compras en Internet han tenido una búsqueda de opiniones previa. Sin valoraciones de tus clientes, es mucho más complicado romper la barrera de desconfianza que a veces genera el medio online, ya que no hay un contacto físico que aumente esa confianza.

#25 Atiende todas y cada una de las reclamaciones que tengas

Lo dicho antes. Las quejas no son malas, siempre que se gestionen adecuadamente. Que haya un aumento considerable del número de sugerencias o reclamaciones, no tiene que ser una excusa para que dejes de atenderlas. Recuerda que las grandes campañas tienen que servirte para mejorar tus resultados de ventas durante todo el año. Una valoración o una reclamación es una muy buena manera de iniciar una relación duradera con tus clientes.

Lee el POST: “CÓMO Y CUÁNDO ENVIAR UN EMAIL DE AGRADECIMIENTO”

#26 Duerme antes de empezar la campaña

No está de más decirte algo que ya sabes. Una vez que se inicie la campaña, especialmente la del Black Friday, descansar será una utopía. Detrás de las maravillosas cifras de ventas del Black Friday que aparecen en las noticias hay una inmensidad de trabajo realizado y de horas de sueño acumuladas. Llega en buena forma a la campaña y tendrás ventaja sobre tu competencia.

#27 Personaliza tu comunicación con tus clientes todo lo que sea posible

Que sea una campaña masiva, no te debe hacer descuidar tu estrategia habitual. Apóyate todo lo que puedas en las automatizaciones y en la personalización de emails. Para ello, es fundamental una buena segmentación de tu base de datos. Aquí reside la clave de la confianza de tus clientes a través del correo electrónico.

#28 Haz tests A/B

No pierdas la oportunidad de optimizar tus campañas en tiempo real. Haz pruebas que te permitan comparar y mejorar. Tu cuenta de resultados te lo agradecerá.

La gran ventaja del marketing digital sobre el marketing tradicional es precisamente que no hay que esperar a que finalice la campaña para obtener resultados. Podemos obtenerlos de forma instantánea y tomar decisiones en el momento para corregir lo que creamos que no funciona.

Una muy buena manera de optimizar tus campañas de email marketing es realizar tests A/B. Estas pruebas consisten en utilizar dos versiones de un mismo email y medir cuál es el que funciona mejor para apostar por él.

#29 Segmenta muy bien a tu audiencia

Sin segmentación es imposible la personalización, y sin personalización olvídate de construir confianza con tus suscriptores. El email marketing no consiste en mandar muchos mensajes impersonales para que se acuerden de tu negocio. No. El email marketing consiste en mandar el email adecuado, a la persona adecuada, en el momento adecuado. Y para esto es imprescindible tener segmentada nuestra base de datos.

La segmentación de tu lista de suscriptores es una tarea que se realiza continuamente. Utiliza toda la información que te aportan las estadísticas de tu proveedor de email marketing para segmentar al máximo tu base de datos con el objetivo de que los emails que mandes sean lo más personalizados posible.

#30 Analiza siempre

Las analíticas que nos aporta nuestro proveedor de email marketing no sirven sólo para hacer una buena segmentación. Un buen análisis debe llevarte siempre a mejorar el rendimiento de tus campañas.

Las principales analíticas que tienes que estudiar en tu estrategia de email marketing son:

  • Tasa de entrega: ¿Llegan tus correos a su destino?
  • Tasa de apertura: ¿Cuántos y quiénes abren tus correos?
  • Tasa de clics: ¿Se interesan tus destinatarios por el contenido de tus correos?
  • Tasas de quejas y rebotes: ¿Por qué no llegan tus emails? ¿Por qué no gustan tus emails?

#31 Siempre haz pruebas antes de enviar tus campañas

Que las prisas no te lleven a cometer un error que luego no haya forma de solucionarlo. Siempre ensaya con correos propios antes de dar al botón “Enviar”.

Mediante esta técnica podrás comprobar si el diseño de tus emails es el adecuado o si tiene sentido el texto que has escrito.

#32 Asegúrate de que tus campañas se ven en cualquier dispositivo

No vale sólo con que te envíes correos a ti mismo. Comprueba que tus correos se ven bien en cualquier dispositivo, navegador o cliente de correo.

Un email que no llega en condiciones, es un email que no se leerá y un potencial suscriptor/cliente perdido… o una posible queja por spam.

La mayoría de los proveedores de email marketing permiten realizar vistas previas de tus correos en varios dispositivos y navegadores distintos. Además, también suelen permitir medir la probabilidad de que sean entregados y no caigan en la bandeja de spam de tus suscriptores.

#33 No pierdas tu tono. Sé tú mismo en las comunicaciones con tus suscriptores

Automatizar no es sinónimo de robotizar. Tus emails son tus portavoces, así que encuentra tu tono y no lo abandones. Esto te humanizará y te acercará a tus suscriptores. Lo contrario, te convertirá en uno más de las decenas de correos diarios que reciben tus suscriptores y que acaban, en el mejor de los casos, en la papelera.

#34 Verifica que tu servidor está a la altura de lo que le espera. ¿Tienes ancho de banda suficiente?

Éste es otro de esos consejos que valen para todo el año. Tienes muchos socios estratégicos que elegir bien en materia digital, pero sin duda uno de los más importantes es tu servidor, que es donde alojas tu web, tu negocio y tu correo electrónico. Asegúrate que tienes contratado lo necesario para aguantar los picos de visitas del Black Friday.

Al igual que te recomendé con tu proveedor logístico, evita un mal socio estratégico. No hay una segunda oportunidad para que esa página que no cargue llegue a visualizarse en la pantalla de tu potencial cliente. Si no carga, irá a buscar a otro sitio.

#35 Haz limpieza de tu lista de suscriptores antes de empezar la campaña

Hacer limpieza de tu lista de suscriptores es una tarea que debes realizar de forma regular. Además, debes hacerlo antes de comenzar la campaña.

Sé que esto es una de las cosas que más te cuestan. Le pasa a casi todos mis clientes. Creen que ese suscriptor que nunca abre sus emails ni interactúa con ellos, algún día lo hará y, si lo eliminan, perderán esa oportunidad de una nueva venta. Asúmelo: esa venta nunca va a ocurrir. Y en el camino tus tasas de apertura, clics y conversiones se verán perjudicadas. Esto es importante, ya que afecta a tu reputación como remitente y puede hacer que los proveedores de correo electrónico de tus suscriptores empiecen a no verte con buenos ojos.

Esto cobra especial importancia durante las grandes campañas como el Black Friday. Tus suscriptores se van a ver inundados por centenares de ofertas de otros tantos sitios distintos. Es probable que aprovechen para hacer limpieza en sus bandejas de entrada. Evítalo antes de que ocurra.

#36 Personaliza tu web para cada evento

Ya te he hablado de la importancia de optimizar tu web de cara a las ventas ofreciendo sólo los productos más relevantes y tus mejores ofertas. Además de eso, es conveniente que personalices tu web de cara a cada evento. No es lo mismo Black Friday que Navidad, ni estos son parecidos al Día del Padre.

Personalizar tu web para cada evento predispone a la compra por parte de tus visitas.

#37 Estrategia de reenvío

Por último, te ofrezco una estrategia que me funciona muy bien con mis clientes. Con esto entramos de lleno en el campo de batalla de la campaña de ventas. Funciona especialmente durante campañas cortas y muy limitadas en el tiempo como el Black Friday.

Para llevarla a cabo, manda un primer email y extrae de la lista de envío a quienes no lo hayan abierto o hecho clic en él. Envía de nuevo ese email a esos suscriptores otra vez 6, 12 o 24 horas después y vuelve a aplicar la misma estrategia.

¿Por qué tienes que hacerlo de esta manera? Porque la gente se distrae en sus momentos de ocio (como el fin de semana del Black Friday). Están a la caza de gangas cuando mandas tus emails, pero si no lo abren en el momento quedará sepultado bajo cientos de otros correos con ofertas de Black Friday. Puede que incluso borraran tu email por error. Mediante el reenvío le damos una segunda oportunidad a nuestros suscriptores de engancharse a nuestras ofertas.

La estrategia de reenvío es una técnica relativamente agresiva, pero muy efectiva, así que utilízala muy de vez en cuando y sólo con tus mejores promociones. De lo contrario, te arriesgas a enfadar a tus suscriptores y terminar perdiéndolos.

¿Quieres compartir alguna otra estrategia que utilices para aumentar tus ventas? Deja un comentario en esta entrada

 

Pin It on Pinterest