Los 6 errores más comunes en tú lead magnet

Vamos a examinar, desde mi perspectiva, los seis errores más frecuentes e importantes. A veces no somos conscientes de que estamos cayendo en ellos o ni siquiera sabemos que estamos errando, pensando que lo estamos haciendo correctamente. Es crucial tenerlos en cuenta a la hora de optimizar el esfuerzo que has invertido en tu lead magnet.

Empecemos ya a detallar esos errores.

No tener un lead magnet atractivo.

El primero es no contar con un lead magnet atractivo. No me refiero exclusivamente a su aspecto visual, sino a ser conscientes de que existen millones de creadores de contenido y muchos de ellos disponen de sus propios lead magnets, algunos incluso varios por persona. Esto significa que hay incontables lead magnets esperando a ser descubiertos y que alguien deje su correo electrónico para acceder a ellos. Este hecho debería motivarte a esforzarte al máximo en la creación de tu lead magnet.

Los tiempos en los que cualquier obsequio o detalle menor generaba muchos suscriptores y causaba sensación han quedado atrás. Ahora es necesario trabajar más no solo en el contenido, sino en su relevancia, que es lo verdaderamente crucial. Depende de ti hacer que tu lead magnet se distinga entre la vasta cantidad de contenidos gratuitos disponibles en internet. Y no solo hablamos de lead magnets, sino de contenido gratuito en general, ya que prácticamente todo el contenido en internet es accesible sin coste alguno.

Existen contenidos que alguien podría ofrecer como lead magnet y que otros están compartiendo gratuitamente en un video de YouTube. Es tu responsabilidad hacer que tu lead magnet resalte entre toda esa oferta gratuita para que las personas decidan dejarte su correo electrónico. Así que, cuando vayas a crear tu lead magnet, pregúntate si este resuelve un problema específico o responde a una pregunta concreta. Si la respuesta es negativa, entonces no tenemos un lead magnet viable. Por tanto, es esencial que consideres tu lead magnet como si fuera un producto que podrías vender.

Lead magnet sin valor.

Esto nos lleva al segundo error, que es no convertir tu lead magnet en algo verdaderamente valioso. No quiero redundar en la palabra «relevante», pero sí en «valioso». Es importante, como mencionaba, que veas tu lead magnet como un producto que quisieras vender. No es simplemente un regalo; o sí lo es, pero lo que quiero decir es que no es un regalo si carece de valor. Si estás ofreciendo algo que no aporta valor alguno, en realidad no estás obsequiando nada. Por lo tanto, si es algo por lo que podrías cobrar, entonces estamos hablando de un verdadero lead magnet. Muchos cometen el error de pensar que, al ser un recurso gratuito, no es necesario que el lead magnet aporte mucho valor. Es decir, se tiende a pensar al revés: se establece un precio y, en función de ese precio, se decide el valor a aportar. Esto no es lo adecuado. El valor debe ser lo primero que se defina y, a partir de ahí, se ofrece como un regalo, se establece el precio, etc. Pero es fundamental que siempre estés aportando valor. Recuerda que existen millones de recursos gratuitos tan valiosos o más que tu lead magnet.

Además, existen millones de recursos gratuitos igualmente valiosos o incluso superiores a tus productos de pago. Por lo tanto, si no logras captar inmediatamente la atención de tus suscriptores, no solo en términos de captar su interés sino también de brindarles valor agregado, no conseguirás ventas. No recibirás sus correos electrónicos si no logras captar su atención a través del valor que ofreces.

Tu lead magnet no es un obsequio sin motivo; es una parte integral de tu estrategia de marketing y ventas y debe guiar hacia la venta de tu primer producto o servicio. Esto implica demostrar que eres capaz de resolver problemas.

Retomando la cuestión planteada en el error anterior, un error común es crear el lead magnet solo porque se piensa que, para hacer email marketing, es necesario ofrecer algo gratuito, es decir, se hace únicamente por tener algo que regalar.

Otro error es contar con un único lead magnet. Al principio, cuando estás empezando, tener un solo lead magnet está bien. Sin embargo, es probable que abordes diversos problemas con tus productos o servicios, o que ofrezcas distintas soluciones que atiendan a variados problemas. Incluso puedes tener diversos públicos objetivos.

Por lo tanto, mientras más aspectos cubras con tus lead magnets, en plural, mayor será tu relevancia. A mayor cantidad de problemas que tus lead magnets aborden, mayor será la probabilidad de que dejen su correo electrónico.

La especificidad es crucial tanto para la conversión de obtener un correo como para la conversión de realizar una venta. La especificidad es fundamental en ambos procesos para optimizarlos.

Que tu lead magnet no remita a ningún sitio

El tercer error común al implementar lead magnets es crearlos sin una dirección clara. Es cómico, pero después de obtener el lead magnet, debería seguir tu autoresponder, y como parte de este proceso, el correo electrónico de bienvenida.

A menudo, tras recibir un regalo, sin siquiera enviar un correo electrónico, simplemente dejo mi dirección de correo, recibo el obsequio y no vuelvo a tener noticias de esa persona. Sin embargo, profundizaré en esto más adelante.

Pero el lead magnet en sí, el contenido, también debe indicarles a tus suscriptores qué acciones deben tomar después de consumirlo. Es esencial que el propio lead magnet contenga un llamado a la acción.

Puede ser un llamado a una acción o una oferta. Por ejemplo, una vez que este tema te haya interesado, debes saber que tengo este recurso que lo complementa perfectamente, es muy atractivo, adelante. Si tu lead magnet es un webinar, ¿cómo vas a realizar un webinar sin incluir un discurso de ventas al final?

Pero es que también hay millones de recursos gratuitos tan valiosos o más como tus productos de pago. Así que, si no logras captar inicialmente la atención de tus suscriptores, no solo la atención sino también aportarles valor o captar su atención a través del valor que añades, no habrá ventas ni por email, ni siquiera dejarán su correo electrónico.

Tu lead magnet no es un regalo por ser sí, es parte de tu proceso de marketing y ventas y debe guiar hacia la venta de tu primer producto o servicio. Y esto implica demostrar que solucionas problemas.

Recuerda la pregunta del error anterior. Un error muy común es crear el lead magnet solo porque piensas que, al hacer email marketing, tienes que ofrecer algo gratis, es decir, solo por tener algo gratuito que ofrecer.

Otro error es tener solo un lead magnet. Está bien cuando estás comenzando, tener un solo lead magnet, pero es probable que abordes varios problemas distintos con tus productos o servicios, o que tengas distintos productos y servicios que solucionen diferentes problemas, o incluso que tengas distintos públicos objetivos.

Cuantos más problemas puedas cubrir con tus lead magnets, en plural, mayor será tu relevancia. Cuantos más problemas abordes con tus lead magnets, mayor será la probabilidad de que dejen su correo electrónico. La especificidad es clave tanto en la conversión de obtener un correo como en la conversión de realizar una venta. La especificidad es crucial en ambos procesos para optimizarlos.

El tercer error frecuente con los lead magnets, al pasar de la teoría a la práctica, son los lead magnets que no conducen a ninguna parte. Me río porque, mira, después de tu lead magnet debe seguir tu autoresponder y, antes del autoresponder o como parte de él, el email de bienvenida.

Muchas veces, con regalos que se entregan, ni siquiera envían un correo electrónico; simplemente dejo mi correo, recibo el regalo y no vuelvo a saber nada más de esas personas. Pero esto lo desarrollaré más adelante.

Sin embargo, el lead magnet en sí mismo, el contenido, también debe indicar a tus suscriptores qué deben hacer después de consumir el lead magnet. Debe incluir una llamada a la acción dentro del propio lead magnet.

Puedes tener una llamada a la acción o una oferta. Por ejemplo, una vez que este contenido te haya interesado, debes saber que tengo este otro recurso que lo complementa muy bien; es muy útil, adelante. Si tu lead magnet es un webinar, ¿cómo vas a realizar un webinar y al final no ofrecer un discurso de venta?

¿Para qué has realizado el webinar? ¿Para qué captar la atención de esa gente y regalar solo el contenido? Debe haber una llamada a la acción, sea cual sea el formato de tu lead magnet. Debes compartirlo en redes sociales.

¿Por qué no compartir tu lead magnet en redes sociales si es el contenido más valioso que tienes en tu web? No hay contenido más valioso; es tan valioso que, en lugar de ofrecerlo simplemente a cambio de una visita a la web, se necesita un correo electrónico.

Deberían pagarte por ello. Es un recurso que estás ofreciendo gratuitamente, pero por el que podrías cobrar. Compártelo, informa al mundo que estás regalando ese contenido. Puedes solicitar que te sigan en redes sociales.

También puedes incluir en tu lead magnet enlaces para que te sigan en redes sociales. Esto también es una llamada a la acción. O incluso que se unan a tus grupos privados de Facebook, WhatsApp o Telegram; si tienes un grupo exclusivo para suscriptores.

Indícalo en el lead magnet. Dirígelos allí con tu lead magnet. Incluso en el proceso de descarga, también puedes realizar este tipo de enlaces. Estos son los errores más comunes y los más fáciles de solucionar. Implementar una llamada a la acción es lo más sencillo de corregir.

Si estás cometiendo este error, corrígelo inmediatamente. Con esto sí que pasamos al cuarto error, que está relacionado con el anterior y es el de no promocionar el lead magnet.

Crear tu lead magnet es solo la mitad del camino has de promocionarlo.

Insisto en esto, derivado del error anterior, pero creo que tiene suficiente relevancia como para considerarse un error por sí mismo. Debes presentarlo ante tus potenciales clientes.

Insisto, es el contenido más importante y relevante que tienes en tu web, aparte de las páginas de venta, que se tratarán más adelante. Pero inicialmente, es el más relevante. Si estás solicitando, si sería algo por lo que cobrarías, de hecho, ya estás cobrando de forma simbólica con su correo electrónico y lo estás ofreciendo, no hay otro contenido mejor en tu blog.

Esto no significa que solo debas promocionar el lead magnet. Es complementario del resto, pero me encuentro muy a menudo con personas que comparten sus contenidos de blog, su último pódcast, el vídeo de YouTube y no promocionan su lead magnet.

Dentro de mis automatizaciones de publicaciones en redes sociales, constantemente promociono las squeeze pages, las páginas de captación de suscriptores, y son las publicaciones en redes sociales que mejor funcionan porque son las que me traen suscriptores. A su vez, como te cuento en pacovargas.es/barraempieza, que es gratuito, me generan más dinero que cualquier otro contenido. Esto es lo que debes combinar. No promocionar tu lead magnet es uno de los errores más comunes y dañinos para tu negocio en línea. Tu lead magnet, recuerda, es el contenido más importante y útil que puedes compartir con tu audiencia, y no lo compartas solo una vez. Otro error frecuente es pensar «ya lo he compartido, ya lo verán», especialmente teniendo en cuenta que los algoritmos de las redes sociales cada vez limitan más el contenido orgánico promocionado. Promociónalo tanto como puedas. Mi estrategia propia de anuncios se basa principalmente en la captación de leads y, para ello, promociono lead magnets, no promociono otro tipo de contenido.

Así que promociona tu lead magnet, no te avergüences de hacerlo, al contrario, solicita el correo siempre que puedas porque en ello reside la viabilidad de tu negocio online.

El quinto error es que resulta difícil suscribirse.

Aunque parezca increíble, este error es muy común. Se podría pensar: “Bueno, he montado el lead magnet, se va a suscribir quién quiera hacerlo, así que todo debe estar correctamente establecido”. Sin embargo, el primer error reside en ocultar el lead magnet.

En ocasiones, aparece relegado a un rincón, en un lateral, al fondo o al pie de la página. Si es el contenido más importante de tu web, debes otorgarle el protagonismo que merece. Si visitas mi web, lo primero que hago es pedirte el correo. Directamente, sin preliminares: “Dame tu correo a cambio de esto”. Y eso es lo que debe predominar en tu página web. Entiendo que esto a veces puede chocar con el diseño o incluso con el ego, pero en marketing, lo primero no eres tú, sino tus potenciales clientes, tus clientes, tus suscriptores, y todos aquellos que visitan la página porque les interesa lo que haces. Pero lo que les interesa es lo que puedes hacer por ellos, no lo que tú estás haciendo en sí.

Así que ofréceles un regalo en cuanto entran, es lo que más van a agradecer. Después ya tendrás tiempo de hablar sobre ti, incluso en tu lead magnet. Aprovecha para presentarte, construir tu autoridad, que será necesaria, no solo la autoridad en sí, sino presentarla.

Y bien, después de eso, dedícate a vender. Pero piensa siempre primero en los demás. Primero da y luego recibirás. Por lo tanto, no escondas los formularios de suscripción. Insisto, tu lead magnet debería ser lo primero que vea cualquiera que llegue a tu web.

Además, en tus redes sociales, el enlace en tu perfil o biografía debe dirigir a tu página de captación de suscriptores, a tu squeeze page. Y mantén los formularios sencillos. No exijas demasiados datos.

Nombre y correo electrónico son suficientes. Hay opiniones que sugieren que con el correo electrónico basta, aunque depende. Hay excepciones. Otro día, de hecho, me lo apunto para dedicar un episodio completo a los formularios y campos requeridos. Pero, por ahora, nombre y correo electrónico son suficientes.

Cuantos más datos pidas, menor será la conversión de tu formulario.

Revisa que todo funciona.

Creo que se ha entendido, ¿verdad? Sobre todo, la primera vez que creas un lead magnet, verifica que todo esté correctamente configurado para que llegue a sus destinatarios.

Realiza un repaso rápido: has agradecido por suscribirse, es decir, que al completar el formulario le aparezca una página, primero la de confirmación y, una vez confirmado, llevarlos a donde puedas generar ingresos en pacovargas.es/barraempieza, no te lo voy a explicar aquí, consulta la masterclass para más detalles, o bien presentarles tu mensaje de agradecimiento. Pero asegúrate de que el suscriptor sepa que todo el proceso está funcionando correctamente.

Verifica que el email de bienvenida se envíe correctamente, es decir, que la automatización de bienvenida esté configurada adecuadamente, para que no suceda que dejen sus datos, se suscriban, pero el email no llegue.

Asegúrate también de que el enlace a tu lead magnet en ese email funcione, así como el resto de los enlaces que hayas incluido en el lead magnet, ya sea a redes sociales, una oferta, o lo que sea.

Y por último, si vas a segmentar, lo cual deberías, verifica que cada vez que alguien descarga un lead magnet, las segmentaciones se estén realizando adecuadamente en tu herramienta o proveedor de email marketing, sea Mailchimp, ActiveCampaign, o cualquier otro. Y ten en cuenta, esto es importante la primera vez, pero que funcione una vez no garantiza que funcione siempre, especialmente cuando utilizas formularios de terceros que no son los proporcionados por tu proveedor de email marketing y los conectas a través de API, lo cual es muy común en WordPress si tu web está alojada ahí.

Estos sistemas a veces fallan. Por lo tanto, revisa el proceso periódicamente, por ejemplo, una vez cada tres meses, para asegurarte de que todo sigue funcionando correctamente.

No asumas que siempre habrá alguien que te avise si no recibe el email. En ocasiones, puede que recibas un email indicando que alguien se suscribió y no recibió nada, o que un enlace está roto.

Esto me ocurrió, por ejemplo, cuando migré la web. Es un buen momento también para revisar todo nuevamente. Yo no lo hice o no lo hice completamente, y de vez en cuando recibo algún email de este tipo.

Bueno, pues cuando eso ocurra, no esperes a que te lleguen estos emails. Procura probarlo tú antes, porque cuando alguien te escribe así, hay mucha más gente que ha llegado, ha dejado sus datos, no recibió su correo y han recibido una mala experiencia de usuario.

Puede que sigan en tu lista, pero digamos que si estaban fríos, ahora se han congelado, como lead.

Conclusión.

Te recuerdo que el primer error es que tu lead magnet no luzca.

El segundo, no hacer que tu lead magnet sea realmente relevante y valioso, debería ser algo por lo que pudieras cobrar. Quédate con esta frase. Algo por lo que pudieras pedir dinero y solo estás pidiendo el correo electrónico.

El tercer error es que tu lead magnet no lleva ninguna parte, que no incluye ninguna llamada a la acción, te da varios ejemplos durante el episodio de qué puedes incluir en tu lead magnet para que hagan a continuación tus suscriptores.

Cuarto error fundamental, no promocionar el lead magnet. Es el contenido más importante y más útil de tu web. Promociónalo, no te canses de promocionarlo, es un regalo que le estás haciendo al mundo, pues presume de ello.

Y el quinto error, la dificultad para suscribirse, no escondas los formularios. En tu web, lo primero que tienes que hacer según entran es darles un regalo a cambio del correo, así de sencillo.

Y, por último, asegúrate de que todo funciona, que se entrega bien, que todo tu responder funciona, que tu proveedor de email marketing está segmentando bien los contactos, etcétera. Y revísalo periódicamente.

¿Te gustaría empezar a construir y monetizar tu lista de suscriptores?

Entra a mi masterclass gratuita Tu Email Marketing Mínimo viable.

Con esta masterclass aprenderás:

  • Qué escribir en tus emails.
  • Mi estrategia PRO para pasar de suscriptor a cliente desde el primer email.
  • Cómo hacer que tus suscriptores abran y cliquen tus emails.
  • Todo esto, sin gastar ni un euro en publicidad, sin miles de suscriptores y sin saber de tecnología.

Además, recibirás un consejo diario sobre Email Marketing. Cada día. En tu bandeja de entrada. Listo para implementar.

"*" señala los campos obligatorios

Nombre*
Privacidad*
Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

pacovargas.es te informa que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Marina Brocca como responsable de esta web.

Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales: responder a los comentarios enviados a través de la web. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: Hosting: Siteground Spain S.L. Hosting  100% seguro. Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en contacto@pacovargas.es así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no pueda atender tu solicitud. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi política de privacidad.